El Sendero de los aduaneros

Desde hace mucho, ya no se ven aduaneros escrutando el océano por este famoso sendero sino gente disfrutando de unas increíbles vistas en familia o entre amigos.

Esta ruta que bordea la costa, en la provincia del Loira Atlántico, está dividida por el majestuoso río Loira.
Desde Le Croisic hasta Le Pouliguen, varios kilómetros de caminos costeros te permitirán descubrir grutas y acantilados. El tramo que une Pornichet y Saint-Nazaire ofrece preciosos paisajes en los que se alternan calitas y largas playas.
Al sur del Loira, desde Saint-Brévin-les-Pin hasta Moutiers-en-Retz disfruta del litoral entre playas, dunas y bosques. De vez en cuando el sendero está interrumpido lo que permite, a veces, hacer una pausa en una agradable terraza frente al mar.
El sendero de los aduaneros, es también el lugar ideal para disfrutar de magníficas puestas de sol frente al mar, tumbado en la arena de una calita aislada en la que sólo se oye el va y ven de las olas.