El espejo de agua

¡La nueva atracción de Nantes!

Desde el 5 de septiembre 2015, Nantes cuenta con un espejo de agua en el que se refleja el elegante castillo de los duques de Bretaña . 1300 m2 de pavimento de granito negro y gris cubierto de una película de 2 cm de agua que ofrece un espectáculo cambiante según el momento del día. Chorros, niebla o alfombra de agua animan este espacio lúdico y refrescante rodeado de un centenar de árboles en el que los niños se divierten y los adultos disfrutan de un espectáculo relajante y poético. Al anochecer, el espectáculo continúa con 32 chorros que se iluminan, durante 10 minutos, cada hora. Esta nueva atracción de Nantes se encuentra en el barrio de Mercoeur Château junto a un extraño campo de fútbol
 en forma de media luna y al dragón, el área de juego creada por Kinya Maruyama.

Durante cualquier época del año, este espejo de agua ofrece una postal distinta. Los colores del cielo y de los árboles cambian al ritmo de las estaciones ofreciendo al visitante una instantánea única. La omnipresencia del agua en esta obra contemporánea recuerda a los paseantes que antiguamente un brazo del Loira recorría este mismo lugar.

LOCALIZACIÓN