La Loire vue du pont d'Oudon
Vue sur la Loire - Le Thoureil
Saumur
Pêche sur la Loire avec Mathieu Perraud - vue sur St-Florent-le-Vieil

5 sorprendentes maneras de descubrir el Loira en barco

Navegar por el último río salvaje de Europa junto a un pescador, un guía naturalista o incluso de comediantes.
Estas salidas programadas de una hora, de medio día o más permiten tener otra mira del río Loira con la ventaja de acompañarlas de degustaciones, vivacs o espectáculos...

Vent d’Soulair – Salida en barco con un pescador

Envuelto en la bruma matinal, el grupito de navegantes avanza suavemente por el río, entre cormoranes y fugaces apariciones de castores… Cada verano, Matthieu Perraud conduce a los pescadores por un día a sacar las nansas al alba. A bordo de la barcaza típica del Loira, una toue cabanée, este hombre apasionado por su oficio podría hablar durante horas del lucio, la lamprea, el lucioperca o del imponente siluro, “que puede alcanzar los 2,50 m”. Su preferido es la alosa, “por su sabor yodado. Viene a reproducirse en aguas dulces y parece una sardina grande de dos kilos”. Este joven representa orgulloso a la décima generación de una familia de pescadores. “Apenas quedamos unos 30 profesionales ejerciendo en el Loira”, cuenta recordando que en el siglo XVI, un centenar de barcos pasaban cada día ante su feudo de Saint-Florent-le-Vieil. La escapada dura algo más de dos horas, durante las cuales Matthieu evoca, por ejemplo, sus pescas nocturnas a la anguila, la función reguladora de su actividad o las impresionantes variaciones del nivel del río, que pueden alcanzar los 9 m de diferencia entre el invierno y el verano. Al final, de su pequeña epopeya, los participantes podrán irse con las presas que hayan pescado. También organiza salidas más clásicas de 1h30 a medio día.

Descubre Vent d'Soulair

A bord du Vent D'Soulair près de l'île Batailleuse - Saint Florent le Vieil © D. Drouet Point de vue sur St-Florent-le-Vieil depuis le village de La Meilleraie (Varades) © A. Lamoureux

Croisières Saumur Loire – Otro punto de vista al patrimonio histórico

“Mirad, es mágico, uno tiene la impresión de ver el monumento girando sobre una plataforma”. Desde el barco de fondo plano sobre el que embarca a los navegantes, Bernard Henry señala el majestuoso castillo de Montsoreau. El monumento hace pensar en cuentos de hadas y, realmente, lo parece desde el agua. Es el punto culminante del periplo que este amante de la zona propone cada sábado entre mayo y agosto. La salida es a las 11 horas desde Saumur y consiste en una escapada durante la que este guía apasionado distribuye gemelos e invita a observar campanarios, esculturas de casas, los edificios de la escuela de caballería, los pies de los antiguos molinos de viento, la cúpula de la capilla real de Notre-Dame-des-Ardilliers… La Coche d’Eau es su embarcación y se entrega a una tranquila itinerancia que puede amarrar según se tercie en Villeberner, La Brèche o Gaure, para embarcar a excursionistas y ciclistas. Después de 1h30 de crucero, los pasajeros desembarcan en Montsoreau, la majestuosa ciudad de pizarra y toba. “Si lo desean, podrán almorzar en una sala del casillo y visitarlo por la tarde” dice Bernard Henry. “El castillo alberga ahora un centro de arte contemporáneo donde se exponen los tesoros de Philippe Méaille, un coleccionista formidable. Para terminar este día, los visitantes pueden visitar libremente la ciudad y sus callejuelas floridas. Cuando el día empieza a declinar, es el momento de regresar a puerto con todos estos descubrimientos en la mente.

Descubre Croisières Saumur Loire

Château de Montsoreau © Franck Charel Bateau à passagers Le Saumur Loire - Saumur	© Jean-Sébastien Evrard

Rêves de Loire et d’ailleurs – Una escapada de aventura y naturaleza

Una noche bajo las estrellas, abrigado por el edredón, al abrigo de las ramas… Al margen de todas las salidas propuestas, del tipo circuito bici/barco o aperitivo cena con la puesta de sol, Alain Guillot ofrece un vivac al estilo de Robinson Crusoe en una de las múltiples islitas del Loira. “Durante el invierno, recorro el mundo con mi mochila para conocer a los habitantes de otros ríos y el resto del año lo paso aquí, en Thoureil, para guiar grupos de 4 a 6 personas en mi barcaza arenera”, explica este guía naturalista. Durante la escapada, la tripulación se acerca a los bancos de arena para conocer las aves locales, como la garza real o la garceta común, así como las aves migratorias como el alcaraván común, el archibebe común o el charrán real. “Mirad, a la derecha, un águila pescadora”. Es alucinante el espectáculo que ofrece esta rapaz hundiéndose en el agua para atrapar un pescado con sus garras. Y si hablamos de la flora tampoco faltan curiosidades, como por ejemplo la cuscuta, una sorprendente especie procedente del Magreb, que parasita a otras plantas, o la saponaria, que antaño se utilizaba para hacer la colada.  Para ir al encuentro de estas maravillas, los participantes pueden escoger remar en una embarcación o tomar un velero. Alain es un navegante curtido y no deja de dar consejos.  ¡Todos se irán con los ojos llenos de estrellas y la sensación de haber recargado las pilas con un método demasiado raro: la aventura!

Descubre Rêves de Loire et d'ailleurs

Le Thoureil © J. Damase Balbuzard pêcheur de retour de pêche en bord de Loire © L.M Préau

 

 

Loire en Scène – Spectacles flottants

“Puedo deciros que algunas noches de conciertos ha sucedido que el público se levanta y baila en el agua”, sonríe Anne-Gaëlle Codet sujetando el timón de La Luce. Esta mujer joven navega por Champtoceaux para dar a conocer la Loira armoricana en la frontera de las provincias de Maine-et-Loire y de Loire-Atlantique. Pero en julio y agosto, su embarcación se transforma en un escenario flotante. Entre los espectáculos que ya ha hecho se cuentan aperitivos-concierto o intervenciones de comediantes y músicos, que complementan estas salidas de 1h30.  Su barcaza típica está inspirada en la de los pescadores y con ella avanza al ritmo del agua y del deseo del capitán.  Permite observar los magníficos paisajes del pueblo de pescadores de La Patache o Les Folies Siffait, un jardín monumental edificado sobre un pelón, inaccesible al público por tierra. La empresa Loire en Scène dispone una variada oferta de salidas por el río como el descubrimiento comentado de los alrededores con un circuito de una hora desde abril a finales de septiembre. “En esta salida presentamos la fauna y la flora a los pasajeros, así como todo lo que hay alrededor del río. En particular, a la gente le encanta observar el famoso torreón del castillo de Oudon, que podrán observar siguiendo la navegación, con motivo de una visita cuya temática también es el Loira ". Durante el verano, las escapadas al mercado de Ancenis son el jueves por la mañana y también se organizan.

Descubre Loire en scène

La Luce entre Oudon et Champtoceaux © D. Drouet Château et la Tour d'Oudon © Franck Charel

Terre d'estuaire – Une flânerie photographique

« Attention au contre-jour ! » « Je vais vous montrer comment régler la vitesse d’ouverture » « Il faut vous rapprocher un peu plus du sujet… ». Les guides de Loirestua, qui propose des croisières à la découverte des paysages multifacettes de l’estuaire, ont une petite particularité : ils sont formés à la photographie et dispensent de précieux conseils aux participants. Que ceux-ci soient équipés d’un simple appareil compact, d’un smartphone ou d’un réflex semi-professionnel, leurs anges gardiens délivrent toujours la petite indication qui leur permettra de sublimer leurs clichés. « Et je peux vous assurer qu’il y a une myriade de jolies choses à photographier sur le parcours ! », s’enthousiasme Yasmine Mamma, en charge du projet. De fin mai à fin septembre, l’itinéraire emmène de Paimbœuf, ancien avant-port de Nantes aux maisons multicolores, jusqu’à Lavau-sur-Loire, de l’autre côté du fleuve, où le bateau à fond plat pénètre les étiers pour sillonner les paysages merveilleux des marais (notez que le parcours peut également s’effectuer dans l’autre sens). Le doigt sur le déclencheur, les élèves les plus assidus guettent roselières, phare, rivages, ou encore deux étonnantes œuvres contemporaines de la collection Estuaire, nichées au sein du paysage : Le Jardin Étoilé de Maruyama et L’Observatoire de Kawamata. La traversée dure 45 minutes, au terme desquelles la douzaine de visiteurs met pied à terre pour découvrir le village qu’elle a rallié. Elle profite alors d’une visite d’une heure en compagnie d’un guide, puis d’une étape gourmande, avant le retour au ponton de départ. Dites cheese !

Descubre Terre d'estuaire

Loirestua

 

A continuación citamos los principales puntos de la Loire en bateau :

Posiblemente te interese también...

Vous aimerez aussi