Visita las casas de los famosos

Maison de Georges Clemenceau
Musée Robert Tatin
Maison de Julien Gracq
Maison de Georges Clemenceau

Entra en las casas que han alojado a celebrities en la región Pays de la Loira. Algunas están clasificadas como “Casas de los Ilustres” y se conservan en el mismo estado que las dejaron. Estas visitas ofrecen una inmersión impactante al universo de estas figuras legendarias

Maison de Georges Clemenceau, Saint-Vincent-sur-Jard (Vendée)

Al entrar parece como si Clemenceau hubiera acabado de salir a dar una vuelta por los cipreses y pinos. La modesta casa de pescador en la que el estadista Georges Clemenceau se retiró en 1919 a los 78 años está intacta desde su fallecimiento. Detrás de sus paredes blancas, el visitante descubre los objetos personales del Tigre, entre los cuales destacan sus pistolas de duelo, sus recuerdos de Japón, un país que admiraba especialmente, los 1.500 libros del pasillo biblioteca, sus trofeos de caza, su cama alzada para ver el mar… La mesa, orientada hacia la inmensidad del océano, en el que el expresidente del Consejo redactó varias obras. Fuera, en la duna, junto a su amigo Claude Monet, había construido un jardín con toques impresionistas.

El apartamento residencial de Cambronne, Nantes (Loire-Atlantique)

El elegante cours Cambronne lleva su nombre y luce su estatua, pero este célebre general residió en el n. 3 de la calle Jean-Jacques Rousseau durante 22 años después de jubilarse, alternándola con su residencia en el campo en Saint-Sébastien-sur-Loire. Nacido en Nantes, este fiel entre los fieles a Napoleón, que fue nombrado Conde del Imperio, sentía un vínculo especial a su piso en la ciudad, de 200 m2 y formado por una concatenación de salones haussmannianos. En la actualidad, estos salones albergan recepciones y acontecimientos y el lugar ha sido rebautizado como Círculo Cambronne. Este lugar puede visitarse con cita previa o durante los Días del Patrimonio. Aparte del espacio, cabe destacar sus suntuosas arañas, las molduras y los dorados

La Casa de Robert Tatin, Cossé-le-Vivien (Mayenne)

Esta es una propiedad cuanto menos sorprendente. En 1962, el artista Robert Tatin se mudó junto a su mujer Lisa a esta antigua casa de campo en una aldea llamada La Frénouse. Fue el punto de partida de una obra increíble, una escultura monumental erigida en los campos, cerca de la vivienda. En total, invirtió 21 años de trabajo para concebir esta creación que hace pensar en el Palacio Ideal del Facteur Cheval, otro excéntrico constructor. En la actualidad es museo que expone principalmente las telas de Mayenne. La casa donde vivía también puede visitarse: zuecos y pinceles del propietario, un minúsculo televisor, una lámpara decorada al estilo Gaudí, una mesa realizada con troncos…

La Casa de Julien Gracq, Saint-Florent-le-Vieil (Anjou)

Al ilustre escritor Julien Gracq no le gustaba el ambiente mundano de los salones parisinos. En 1951, quien rechazó el Premio Goncourt por El mar de las Sirtes, decidió venir a pasar el resto de sus días a su casa de la infancia, situada entre Nantes y Angers. Al morir, legó el edificio y pidió que se convirtiera en un lugar de residencia y de trabajo para escritores. Muy cerca, el segundo edificio de la propiedad (el antiguo almacén de sal) alberga la Habitación de los Mapas, es un espacio abierto al público que rinde homenaje al interés del autor por la geografía. En la primera planta, se halla una biblioteca impresionante (abierta previa demanda) que reúne sus obras y una selección de libros de escritores y artistas contemporáneos.

Vous aimerez aussi